La vulnerabilidad social y La Niña intensifican los impactos de los ciclones tropicales