Impulso a la ciencia y energías renovables, esencial para afrontar el cambio climático