Confirmado: actividades humanas han contribuido al cambio climático