En la estratósfera se recupera la capa de ozono, pero otros compuestos aumentan el efecto invernadero